Preguntas Frecuentes sobre la Vacuna COVID-19

Type in the search string and hit Enter.

Preguntas Frecuentes sobre la Vacuna para el COVID-19

Vacunación contra el COVID-19 en Rhode Island

Actualizado el 6/9/21

Encuentre el centro de vacunación más cercano en C19VacunaRI.org. En la mayoría de los centros de vacunación no es necesario pedir cita.

Usted puede vacunarse en: centros de vacunación estatales, farmacias locales seleccionadas y otros centros locales y regionales, como, por ejemplo, clínicas administradas por ciudades y pueblos, hospitales, centros de salud comunitarios y otros lugares en la comunidad.

Si necesita ayuda, puede llamar al 844-930-1779 o al 2-1-1.

Actualizado el 6/9/21

No. Ya no es necesario tener una cita para vacunarse en centros de vacunación estatales y en muchos centros regionales y farmacias.


Para encontrar el centro de vacunación más cercano, ingrese en el Buscador de centros de vacunación del Departamento de Salud de Rhode Island (RIDOH).

Actualizado el 4/15/2021

Se puede llegar por medio de transporte público a la mayoría de los sitios de vacunación en el estado. Para ver las rutas de transporte y las posibles distancias a pie, visite www.ripta.com e introduzca su información de viaje en el planificador de viajes de RIPTA en la página principal. El sitio web también tiene mapas detallados y horarios para cada ruta de RIPTA. Si necesita ayuda o no puede visitar la página web, llame al equipo de atención al cliente de RIPTA al 401-781-9400.

A partir del lunes 19 de abril, RIPTA ofrecerá transporte gratuito para cualquier persona que viaje hacia o desde una cita de vacunación contra el COVID-19. Para más información o para aprovechar este programa, póngase en contacto con el servicio de atención al cliente de RIPTA enviando un correo electrónico a [email protected] o llamando al 781-9400.

Cualquier persona inscrita en Medicaid o mayor de 60 años puede utilizar el servicio de transporte médico no urgente que ofrece MTM. El transporte puede reservarse en línea en https://www.mtm-inc.net/mtm-link/  o llamando a MTM al 855-330-9131 (TTY: 711) al menos dos días laborables antes de la cita. Si no está inscrito en Medicaid, puede haber un pequeño costo para programar un transporte. Para obtener más información sobre el servicio de transporte médico no urgente, consulte esta Hoja de preguntas frecuentes.

Actualizado el 5/24/21

Preséntese a la hora programada. Las citas se organizan de manera que se eviten las aglomeraciones. Si se ha registrado, habrá una vacuna disponible para usted. No debe preocuparse por el agotamiento de suministro en la clínica.

No necesita una tarjeta de identificación ni de seguro médico para vacunarse, pero si tiene esos documentos, le pedimos que los traiga.

Use una mascarilla y ropa holgada que permita un fácil acceso a la parte superior del brazo. Siga las medidas de distanciamiento social en la cita.

La jeringa de la vacuna que reciba en su cita puede tener la punta de diferente color (por ejemplo, rosa o azul). Los colores se refieren al tamaño de la aguja utilizada. La diferencia de tamaño entre las agujas es pequeña. No está predeterminado quién recibe qué tipo de tamaño de aguja. Las clínicas de vacunación utilizan las agujas que fueron suministradas junto con la vacuna.

Recibirá un carné de vacunación que indicará qué vacuna recibió y la fecha y el lugar de vacunación. Si recibe una vacuna que requiere una segunda dosis (por ejemplo, Moderna o Pfizer), el carné también indicará la fecha más cercana posible en que puede recibir la segunda dosis.

Le recomendamos que programe una cita para la segunda dosis mientras esté en el centro recibiendo la primera dosis. Después de recibir la vacuna, se le pedirá que permanezca en el centro durante un período de observación de 15 a 30 minutos. Podrá programar su segunda cita durante este período de observación.

Actualizado el 6/9/21

Las vacunas a menudo hacen que nuestro sistema inmunitario responda de una manera que demuestra que la vacuna está funcionando. Esto es saludable, normal y esperado. Es posible que experimente dolor en el brazo, dolor de cabeza, fiebre o dolores corporales, pero deberían desaparecer en pocos días. Algunas personas no tienen efectos secundarios al vacunarse.

Si tiene algún síntoma de COVID-19 después de la vacunación, quédese en casa, llame a un proveedor de atención médica y hágase una prueba.

Si tiene alguno de los siguientes síntomas graves después de vacunarse o en general, busque atención médica de inmediato:

  • Dolor en el pecho; dificultad para respirar; sensación de tener el corazón acelerado, agitado o palpitante
  • Dolor de cabeza intenso o persistente o visión borrosa; dificultad para respirar; dolor en el pecho; hinchazón en las piernas; dolor abdominal persistente; aparición de moretones con facilidad o pequeñas manchas de sangre bajo la piel más allá del lugar de la inyección

Actualizado el 5/24/21

Si recibe una vacuna que requiere una segunda dosis (por ejemplo, Moderna o Pfizer), le recomendamos que programe su segunda dosis antes de abandonar el centro de vacunación. Podrá programar su segunda cita durante este período de observación.

Las vacunas a menudo causan que nuestro sistema inmunológico responda de una manera que demuestra que la vacuna está funcionando; lo que es saludable, normal y previsto. Es posible que experimente dolor en el brazo, dolor de cabeza, fiebre o dolores corporales, pero deberían desaparecer en pocos días. Si experimenta algún síntoma de el COVID-19 después de la vacunación, quédese en casa, llame a un proveedor de atención médica y realice una prueba.

Siga usando mascarilla hasta que esté completamente vacunado. Esto significa que una persona ha recibido todas las dosis recomendadas de una vacuna contra el COVID-19 autorizada por la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) o la Organización Mundial de la Salud (OMS), y que ya transcurrieron más de 14 días desde que recibió la dosis final.

Actualizado 5/14/21

Después de vacunarse, las personas deben continuar aplicando las pautas relativas a la prevención, las pruebas, la cuarentena y el aislamiento. Es probable que las personas experimenten síntomas después de recibir una vacuna de ARNm contra la COVID-19. Esta es una lista de síntomas y de lo que debe hacer si los experimenta:

  1. Síntomas locales (p. ej., enrojecimiento o inflamación en el lugar de la inyección, dolor muscular o molestia en el brazo): es poco probable que esto esté relacionado con la COVID-19. Puede ir al trabajo o a la escuela, y no se necesitan pruebas adicionales.
  2. Síntomas generalizados (p. ej., fiebre, dolor de cabeza, dolores musculares en todo el cuerpo o dolor en las articulaciones): estos síntomas podrían estar relacionados con el COVID-19 o con la vacuna contra esta enfermedad. Quédese en casa y no vaya al trabajo ni a la escuela; llame a un proveedor de atención médica y hágase una prueba de COVID-19.
  3. Síntomas respiratorios (p. ej., goteo nasal, congestión, tos, dificultad para respirar y pérdida del gusto o del olfato): estos podrían estar relacionados con la COVID-19. Quédese en casa y no vaya al trabajo ni a la escuela, llame a un proveedor de atención médica y hágase una prueba de COVID-19.
  4. Síntomas gastrointestinales (p. ej., dolor de vientre, náuseas, vómitos y diarrea): estos podrían estar relacionados con la COVID-19. Intente quedarse en casa y no ir al trabajo ni a la escuela, llame a un proveedor de atención médica y hágase una prueba de COVID-19.

Si tiene alguna pregunta sobre otros síntomas que puede estar sufriendo después de vacunarse contra el COVID-19, comuníquese con su proveedor de atención médica.

Actualizado el 6/9/21

Las vacunas COVID-19 se suministran sin ningún costo. Las personas sin seguro médico pueden recibir la vacuna COVID-19 sin ningún costo.

Independientemente del lugar donde se vacune, los proveedores de la vacuna COVID-19 no pueden cobrar a las personas si el único servicio prestado es la vacunación de COVID-19.

No se puede negar la vacunación a nadie por motivos de cobertura o red de salud. Los proveedores tampoco le pueden exigir servicios médicos adicionales para poder vacunarse.

Updated 4/9/2021

Actualmente, el Departamento de Salud de Rhode Island no exige que las personas se vacunen contra el COVID-19. Sin embargo, algunos empleadores pueden exigir u obligar al personal a vacunarse. Consulte con su empleador para ver si tienen normas que se apliquen a usted.

La vacuna COVID-19 es segura y muy eficaz contra las enfermedades graves y evita que te infectes con COVID-19.

El gobierno Federal no obliga a nadie a vacunarse, sin embargo, algunos empleadores demandan que sus empleados se vacunen. Verfique con su empleador por si tienes reglas o reglamentos que se apliquen a usted.

Updated 9/1/21

Please visit Back2SchoolRI.com and read the Back 2 School Frequently Asked Questions for more information about vaccination, masking, and testing in schools.

Actualizado el 7/1/21


RIDOH se ha asociado con Alert Ambulance y MedTech Ambulance para administrar las vacunas COVID-19 a los residentes de Rhode Island confinados en su domicilio.

Ahora también estamos registrando por teléfono a los habitantes de Rhode Island de 50 años o más para que soliciten una cita en las clínicas de vacunación o para que se vacunen en casa.

RIDOH anima a aquellos que pueden asistir de forma segura a los centros de vacunación fuera de casa,  que lo hagan. Si no puede salir de su casa, póngase en contacto con el socio adecuado para programar una cita (dependiendo de dónde viva) visitando c19vaccineRI.org.

Actualizado el 5/4/21

Si no se presentó a la cita de la segunda dosis o no la programó mientras estaba en el lugar donde recibió la primera, puede obtener una cita a través de vaccinateRI.org o una farmacia local. Asegúrese de indicar que se trata de la segunda dosis y de controlar que sea la misma vacuna que le administraron cuando recibió la primera dosis (es decir, la de Pfizer-BioNTech o la de Moderna). Envíe un correo electrónico a [email protected] o llame al 844-930-1779 y pida que le programen o reprogramen la cita de la segunda dosis. No es obligatorio recibir la segunda dosis en el mismo lugar donde le administraron la primera.

Los CDC establecen que se debe recibir la segunda dosis lo más cerca posible del intervalo recomendado (21 días después de la primera dosis para la vacuna de Pfizer-BioNTech y 28 días para la vacuna de Moderna). Sin embargo, si usted no puede vacunarse con la segunda dosis durante este periodo, puede recibir la segunda dosis de las vacunas contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech y Moderna hasta seis semanas (42 días) después de la primera dosis. Actualmente, hay datos limitados sobre la eficacia de las vacunas contra el COVID-19 de ARNm cuando se administran pasado este intervalo. Sin embargo, si se producen demoras inevitables, usted puede recibir la segunda dosis después del intervalo de seis semanas, y no es necesario reiniciar la serie de vacunas.

Updated 4/28/2021

Sí. Una persona de 16 o 17 años en Rhode Island puede firmar un formulario de consentimiento de vacunación por sí misma y no necesita estar acompañada por un padre o tutor para recibir una vacuna.

De acuerdo con la ley estatal 23-4.6-1 de las Leyes Generales de Rhode Island (RIGL), “(a) Cualquier persona que sea mayor de dieciséis (16) años o esté casada puede otorgar su consentimiento para recibir atención médica o quirúrgica de rutina o emergencia. En caso de ser menor de edad, el padre o la madre pueden otorgar el consentimiento”.

Actualizado el 5/4/21

Las personas de 12 a 17 años que soliciten una cita en un centro de vacunación estatal deben inscribirse en un centro que ofrezca la vacuna contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech. Tanto la vacuna de Moderna como la de Johnson & Johnson (Janssen) son solo para personas mayores de 18 años.

Registro de vacunas COVID-19

Actualizado el 7/1/21

Cuando te vacunes, recibirás una tarjeta de vacunación en la que se indica qué vacuna COVID-19 recibiste y la fecha y el lugar de la vacunación. Conserve esta tarjeta; esta tarjeta es la mejor prueba de su vacunación. Los habitantes de Rhode Island también pueden obtener una copia de su registro de vacunas COVID-19 a través de portal.ri.gov/VaccineRecord. Desde este sitio web, usted puede buscar e imprimir la prueba de su vacunación contra el COVID-19. Si necesita una segunda dosis de la vacuna, este registro le indicará cuándo puede recibir su segunda dosis. Tome en cuenta que sólo las personas que hayan recibido la vacuna COVID-19 en Rhode Island podrán buscar su registro de vacunación en línea.

Si tiene problemas para encontrar su registro de vacunación o no puede ingresar en línea, puede llamar al 401-222-8022 o al 844-930-1779 para obtener ayuda. También puede llamar a su médico de cabecera para comprobar su registro de vacunación.

Actualmente no tenemos la capacidad de enviar por correo electrónico o por correo postal un registro de vacunación. Por favor, guarde su tarjeta de vacunación. Si tiene un teléfono inteligente, le recomendamos tomar una foto de su tarjeta de vacunación con su teléfono para que siempre tenga una copia con usted.

Booster Doses

9/24/21

Not exactly. Sometimes people who have weakened immune systems do not build enough protection when they first get vaccinated. When this happens, an additional or third dose can help these people get the same protection as people with healthy immune systems. CDC recommends people with moderately to severely weakened immune systems consider receiving a third dose of either Pfizer-BioNTech or Moderna COVID-19 vaccine at least 28 days after they got their second COVID-19 dose.  

A booster dose is a dose of vaccine given to someone who has built up protection after vaccination, but that protection is decreasing over time. There are lots of vaccines that require booster doses, like tetanus, diphtheria, and pertussis (whooping cough), or Tdap.  

9/24/21

A booster dose is a dose of a vaccine that is given to someone who is already vaccinated and received protection from that vaccination, but that protection decreased over time.

9/24/21

The CDC recommends: 

  • People age 65 and older and residents in long-term care settings should receive a booster dose of Pfizer-BioNTech COVID-19 vaccine at least six months after their second dose of Pfizer; 

  • People age 50-64 with underlying medical conditions should receive a booster dose of Pfizer-BioNTech COVID-19 vaccine at least six months after their second dose of Pfizer 

  • People age 18-49 with underlying medical conditions may receive a booster dose of Pfizer-BioNTech COVID-19 vaccine at least six months after their second dose of Pfizer; 

  • People age 18-64 who are at increased risk for COVID-19 exposure and transmission because of occupational or institutional settings may receive a booster dose of Pfizer-BioNTech COVID-19 vaccine at least six months after their second dose of Pfizer, based on their individual benefits and risks. 

Examples of underlying medical conditions include cancer, chronic kidney disease, chronic lung disease, dementia or other neurological conditions, diabetes, heart disease, HIV, pregnancy, Sickle cell disease, substance use disorders. Please see this CDC page for a full list and more information: People with Certain Medical Conditions | CDC 

9/24/21

Not at this time. Only Pfizer has been authorized for booster doses at this time. The FDA has not yet met to review Moderna or Johnson & Johnson data on booster doses. We will provide updates on Moderna and J&J vaccines as information becomes available.

9/24/21

Booster doses are available to eligible Rhode Islanders as of Friday, September 24. Eligible Rhode Islanders can now make appointments for booster doses. We expect small changes in online systems for registration over the coming days to reflect new eligibility. Thank you for your patience. 

People who are eligible should get their booster doses at least six months after second dose of Pfizer. 

We expect demand for Pfizer vaccine to be higher from the end of September through October given our very high vaccination rates. We encourage everyone to make an appointment to get vaccinated when possible. This will help Rhode Island be able to administer vaccines quickly and efficiently.  

You can find appointments at any of the options listed at C19VaccineRI.org. If you need help making an appointment, please call 844-930-1779 or 2-1-1. 

9/24/21

No. The COVID-19 vaccines are very effective in preventing severe illness, hospitalization, and death. They even provide protection against the Delta variant. However, there is some evidence that the protection may be decreasing in some populations, particularly against the Delta variant which spreads very easily. Because of this, the US Department of Health and Human Services (HHS) is considering providing booster doses to those vaccinated people whose immunity may be waning so they can stay protected and we can keep the progress we’ve made over the last few months. 

Información sobre la Vacuna COVID-19

9/21/21

  • An additional dose is another dose of vaccine for people who are moderately to severely immunocompromised and probably did not build enough (or any) protection against COVID-19 when they got vaccinated. Getting an additional dose can help them build more protection against COVID-19. CDC recommends people who are moderately to severely immunocompromised consider receiving an additional (third) dose of Pfizer-BioNTech or Moderna vaccine at least 28 days after they complete the initial two-dose COVID-19 vaccine series.
  • A booster dose is another dose of vaccine for people with healthy immune systems who built enough protection after getting vaccinated but probably have reduced protection now that time has gone by (called waning immunity). For more information, please visit covid.ri.gov/boosterdoses and CDC’s website.

Actualizado el 6/29/2021

Todavía no hay datos sobre la seguridad de recibir una vacuna de ARNm después de haber sido vacunado completamente con la vacuna de Johnson & Johnson.

Si está totalmente vacunado con la vacuna Johnson & Johnson y tiene más preguntas sobre cómo vacunarse con una de las vacunas de ARNm, póngase en contacto con su proveedor de atención primaria u otro médico.

Actualizado el 3/11/2021

Las vacunas de Moderna y Pfizer requieren dos dosis. La vacuna de Johnson & Johnson (Janssen) requiere una dosis. Si recibe una primera dosis de Moderna o Pfizer, es importante que reciba la segunda dosis porque dos dosis son las que han demostrado ser eficaces durante los ensayos clínicos.

Updated 8/13/2021

Rhode Islanders who are eligible for third doses will be able to get them starting August 14. 

Please wait at least 28 days between your second dose and your third dose of COVID-19 vaccine.  

Updated 8/13/2021

No. Rhode Island is asking people to self-attest that they have moderate to severe immunosuppression.  

Updated 8/27/2021

Please make an appointment the same way you made an appointment for your first and second doses. RIDOH recommends making an appointment in advance, but not all vaccination clinics require appointments. Please go to C19VaccineRI.org to find a vaccine clinic near you, or call 401-222-8022.

 

Updated 8/13/2021

There is not enough data to support the use of an additional mRNA COVID-19 vaccine dose after a single-dose Johnson & Johnson COVID-19 vaccination series in immunocompromised people. FDA and CDC are working to provide guidance on this issue.

Seguridad de las Vacunas para el COVID-19

Actualizado el 3/24/20

No, las vacunas no causan la enfermedad por COVID-19. Sin embargo, las vacunas pueden provocar que su sistema inmunitario responda. Esta es una señal de que la vacuna y su sistema inmunitario están funcionando.

Está previsto que las personas experimenten síntomas después de la vacunación con cualquiera de las vacunas disponibles actualmente. Las personas pueden sentir una molestia en la parte superior de los brazos, algunos dolores, fiebre y fatiga. Es posible que estos síntomas sean más evidentes que los que se experimentan con la vacuna contra la influenza. Esto es completamente normal, y los síntomas desaparecerán en unos días. Es posible que algunas personas no experimenten síntomas.

La seguridad es la prioridad más importante. Las vacunas para el COVID-19 se han evaluado en ensayos clínicos muy grandes con personas de diferentes edades, razas y etnias para garantizar la seguridad. Se han seguido todos los pasos de seguridad; las vacunas para el COVID-19 se someten a las mismas pruebas que otras vacunas para confirmar que son seguras. A fin de garantizar la seguridad de las vacunas en Estados Unidos, se lleva a cabo un riguroso proceso de desarrollo y aprobación. Una vez que se aprueba una vacuna, se implementan varios sistemas para garantizar su seguridad de forma continua. Consulte las respuestas anteriores para conocer cómo se determina la seguridad de una vacuna durante el proceso de aprobación.

Actualizado el 3/11/2021

Las vacunas COVID-19 que ya han sido autorizadas se probaron en grandes ensayos clínicos con personas de diferentes edades, razas y etnias, así como con personas con diferentes condiciones de salud subyacentes. Casi la mitad (42%) de los participantes en el estudio de Moderna pertenecen a grupos de alto riesgo. Esto significa que son mayores de 65 años o que padecen enfermedades crónicas como diabetes, obesidad grave y enfermedades cardíacas. Más de un tercio (37%) de los participantes en el estudio pertenecen a comunidades de color. Diez por ciento de las personas que se inscribieron en los ensayos clínicos de Pfizer y Moderna son de raza negra.

Para más información demográfica y sobre la edad de los ensayos clínicos de Pfizer ingrese aquí. Para más información demográfica y sobre la edad de los ensayos clínicos de Moderna ingrese aquí y para más información demográfica y sobre la edad de los ensayos clínicos de Janssen ingrese aquí.

Actualizado el 5/14/21

La vacuna de Pfizer ha sido autorizada para personas mayores de 12 años. Las vacunas contra el COVID-19 de Moderna y Janssen (Johnson & Johnson) han sido autorizadas para personas mayores de 18 años. Tanto Moderna como Pfizer han comenzado los ensayos clínicos para sus vacunas contra el COVID-19 en niños más pequeños. Esperan tener los resultados a finales del verano de 2021.

9/20/21

All syringes and needles used for COVID-19 vaccination are individually packaged, clean (sterile), and used one time only.  Once a needle has been used, it is properly discarded in a special container called a sharps disposal container. These containers are made of strong material so that sharp objects cannot poke through or leak and are labeled and color-coded. This process is repeated for every vaccination provided.

All healthcare providers who give out the COVID-19 vaccine in Rhode Island are trained based on CDC guidelines, which means they use techniques to maintain sterile supplies, keep vaccines at the right temperature, and make sure they are not expired. They wear masks, gloves, and other protective gear when giving out the vaccine.

La Vacuna para el COVID-19 y sus Contraindicaciones

 Actualizado el 3/3/21

Si padece alergias que no están relacionadas con las vacunas (por ejemplo, alergias a los alimentos, las mascotas o el látex), el CDC recomiendan que reciba la vacuna contra el COVID-19. Comuníquese con un proveedor de atención médica si tiene alguna pregunta.

Si ha tenido una reacción alérgica a otros tipos de vacunas, el CDC recomiendan que consulte con un proveedor de atención médica para decidir si puede recibir la vacuna contra el COVID-19.

Si ha tenido una reacción alérgica al polietilenglicol (PEG) o al polisorbato, el CDC recomienda que no reciba ninguna vacuna de ARNm contra el COVID-19. Esto se debe a que el PEG se encuentra en las vacunas de ARNm contra el COVID-19. El polisorbato no se encuentra en las vacunas de ARNm contra el COVID-19, pero está estrechamente relacionado con el PEG.

Si ha tenido una reacción alérgica grave a cualquiera de los componentes de la vacuna contra el COVID-19 de Janssen, el CDC recomiendan que no reciba la vacuna de Johnson& Johnson (Janssen). Los componentes de la vacuna de Janssen incluyen ácido cítrico monohidrato, citrato trisódico dihidrato, etanol, 2-hidroxipropil-β-ciclodextrina (HBCD), polisorbato-80 y cloruro de sodio.

Si tiene una reacción alérgica a una vacuna de ARNm contra el COVID-19, el CDC recomiendan que no reciba la segunda dosis. Los ejemplos de reacciones alérgicas incluyen urticaria, hinchazón, sibilancias, mareos y debilitamiento, además de las reacciones que deben tratarse con epinefrina o EpiPen© o atención hospitalaria. Para obtener más información, consulte las recomendaciones de el CDC para las personas con alergias: https://www.cdc.gov/coronavirus/2019- ncov/vaccines/safety/allergic-reaction.html y https://www.cdc.gov/vaccines/covid-19/clinical-considerations/covid-19-vaccines-us.html?CDC_AA_refVal=https%3A%2F%2Fwww.cdc.gov%2Fvaccines%2Fcovid-19%2Finfo-by-product%2Fclinical-considerations.html.

Actualizado el 3/24/21

Una reacción alérgica se considera grave cuando una persona necesita ser tratada con epinefrina o EpiPen© o si debe acudir al hospital. Un ejemplo de reacción grave es la anafilaxia.

Una reacción alérgica inmediata significa una reacción dentro de las cuatro horas siguientes a la vacunación, e incluye síntomas como urticaria, hinchazón o sibilancias (dificultad respiratoria). 

Actualizado el 4/28/21

Vacunarse es una elección personal. De acuerdo con los CDC, cualquiera de las vacunas contra el COVID-19 actualmente autorizadas puede administrarse a personas embarazadas o en período de lactancia.

Las personas embarazadas o en período de lactancia deben analizar los riesgos y los beneficios de la vacunación con su proveedor de atención médica antes de vacunarse.

Con respecto a las personas embarazadas:

Las personas embarazadas son más propensas a enfermar gravemente de COVID-19 en comparación con personas no embarazadas. Si tienen COVID-19, pueden tener un riesgo mayor de desenlaces adversos del embarazo, como un parto prematuro, en comparación con personas embarazadas que no tienen COVID-19.

Los CDC recomiendan que las personas embarazadas se vacunen contra el COVID-19, ya que vacunarse durante el embarazo puede protegerlas contra la forma grave de la enfermedad.

Las personas embarazadas deben tener en cuenta el riesgo de exposición al COVID-19, los riesgos de la forma grave de la enfermedad, los beneficios confirmados de la vacunación y la evidencia limitada, pero en aumento sobre la seguridad de las vacunas contra el COVID-19 durante el embarazo.

Consultar con un proveedor de atención médica podría ayudarlas a decidir cuándo vacunarse.

Los CDC y la FDA tienen sistemas de vigilancia de la seguridad vigentes para recolectar información sobre la vacunación durante el embarazo y supervisarán estrechamente dicha información.

La mayoría de los embarazos registrados en estos sistemas están en curso, de manera que aún no tenemos información sobre los desenlaces. Necesitamos hacer un seguimiento a largo plazo de los embarazos para comprender los efectos sobre el embarazo y los lactantes.

Lea el nuevo informe de los CDC en el New England Journal of Medicine: Preliminary Findings of mRNA COVID-19 Vaccine Safety in Pregnant Persons.

Para obtener más información, visite la página de los CDC sobre las consideraciones de vacunación contra el COVID-19 para personas embarazadas.

Con respecto a las personas en período de lactancia:

Los ensayos clínicos sobre las vacunas contra el COVID-19 actualmente autorizadas para el uso de conformidad con una autorización para el uso en emergencia en los Estados Unidos no incluyeron personas en período de lactancia. Debido a que las vacunas no se estudiaron en esta población específica, no hay datos disponibles sobre lo siguiente:

  • La seguridad de las vacunas contra el COVID-19 en personas en período de lactancia.
  • Los efectos de la vacunación sobre el lactante.
  • Los efectos sobre la producción y excreción de la leche.

Las vacunas contra el COVID-19 autorizadas en la actualidad son vacunas no replicativas, lo cual significa que son capaces de crear una respuesta inmunitaria pero no de reproducirse dentro de las células huésped. Debido a que las vacunas no replicativas no representan un riesgo para las personas en período de lactancia ni sus bebés, también se considera que las vacunas contra el COVID-19 no representan un riesgo para el lactante. Por lo tanto, las personas en período de lactancia pueden elegir vacunarse.

Actualizado 6/23/21

Sí, aun si ya tuvo COVID-19 debe recibir la vacuna COVID-19. No sabemos durante cuánto tiempo estará protegido de volverse a enfermar después de haberse recuperado de COVID-19 y la vacunación puede protegerlo de otras variantes de COVID-19.

Actualizado el 1/4/2021

No. No puede colocarse la vacuna si está infectado actualmente. Si dio positivo para COVID-19, debe esperar hasta que haya completado el período de aislamiento y se lo considere recuperado. No es común que las personas que vuelven a contraer COVID-19 se contagien dentro de los 90 días de haberse recuperado de la primera infección. Por este motivo, puede retrasar su vacunación hasta que hayan pasado 90 días de la infección, si lo desea.

Actualizado el 5/18/21

Sí. De acuerdo con los CDC, es seguro vacunarse contra el COVID-19 aunque recientemente haya recibido otra vacuna. Los CDC recomendaban esperar 14 días entre la última vacunación y la primera dosis de la vacuna contra el COVID-19, pero las guías actualizadas indican que las vacunas contra el COVID-19 pueden administrarse al mismo tiempo que otras vacunas o alrededor del mismo período. Si tiene alguna duda o inquietud, consulte con su proveedor de atención médica.

Actualizado el 5/18/21

Sí. De acuerdo con los CDC, es seguro vacunarse contra el COVID-19 y recibir otras vacunas al mismo tiempo. Su proveedor de atención médica decidirá cuál es el mejor momento para que usted reciba la vacuna. Si se vacuna contra el COVID-19 y recibe otra vacuna al mismo tiempo, el proveedor de atención médica puede colocar las inyecciones en el mismo brazo, en el otro brazo o en las piernas, dependiendo de qué vacuna se trate.

Sí, puede recibir la vacuna contra el COVID-19 cuando esté en ayunas por motivos religiosos, como el Ramadán, o por motivos personales, como el ayuno intermitente. La vacuna será igual de efectiva. Muchos líderes y grupos religiosos también dicen que la vacuna no rompe el ayuno religioso.

Updated 7/16/21

The CDC and the Food and Drug Administration are monitoring reports of Guillain-Barré Syndrome (GBS) after receiving the Johnson and Johnson COVID-19 vaccine. GBS is a neurological disorder in which the body’s immune system damages nerve cells causing muscle weakness or—in the most severe cases—paralysis. Each year in the United States (US), an estimated 3,000 to 6,000 people develop GBS. It is typically triggered by a respiratory or gastrointestinal infection. Most people fully recover from GBS.

Reports of GBS after receipt of the Johnson & Johnson COVID‐19 vaccine in the Vaccine Adverse Event Reporting System (VAERS) are rare but do likely indicate a small possible risk of this side effect following this vaccine. Around 100 preliminary reports of GBS have been detected in VAERS after 12.8 million doses of Johnson & Johnson COVID‐19 vaccine administered. These cases have largely been reported about two weeks after vaccination and mostly in males, many age 50 or older. Available data do not show a similar pattern with mRNA vaccines (Pfizer‐BioNTech and Moderna), after more than 321 million doses administered in the US.

The risk of severe adverse events after COVID-19 vaccination remains rare. Everyone age 12 or older is recommended to receive a COVID-19 vaccine.

Vacunas y Prevención del COVID-19

Actualizado el 6/9/21

Sí. La vacuna contra el COVID-19 reduce el riesgo de contraer el COVID-19 y sus complicaciones potencialmente graves. Todas las vacunas contra el COVID-19 actualmente autorizadas para su uso en los EE. UU. ayudaron a proteger a las personas contra el COVID-19, incluida la enfermedad grave, en los entornos de ensayos clínicos. Hasta ahora, los estudios en los que se ha analizado el funcionamiento de las vacunas contra el COVID-19 en entornos reales (estudios sobre la eficacia de las vacunas) han demostrado que estas vacunas funcionan bien.

Los estudios sobre la eficacia de las vacunas proporcionan pruebas cada vez mayores de que las vacunas contra el COVID-19 de ARNm (Pfizer-BioNTech y Moderna) ofrecen una protección similar en entornos reales a la que ofrecen en los ensayos clínicos, reduciendo el riesgo de contraer el COVID-19, incluida la enfermedad grave, entre las personas totalmente vacunadas en un 90% o más. La mayoría de los datos sobre la eficacia de las vacunas disponibles actualmente están relacionados con las vacunas de ARNm.

Además de proporcionar protección contra el COVID-19, cada vez hay más pruebas de que las vacunas contra el COVID-19 también proporcionan protección contra las infecciones por COVID-19 sin síntomas (infecciones asintomáticas). La vacunación contra el COVID-19 puede reducir la propagación de la enfermedad en general, ayudando a proteger a las personas de su entorno.

Updated 7/21/21

All COVID-19 vaccines authorized in the US (Pfizer-BioNTech, Moderna, and Johnson & Johnson) are effective to varying degrees against COVID-19 variants, including the Delta variant. For the best protection, you need to be fully vaccinated—meaning two weeks have passed since you’ve gotten the second dose of a two-dose series (Moderna, Pfizer-BioNTech) or a single dose of a one-dose series (Johnson & Johnson).

There is limited evidence showing exactly how effective the Johnson & Johnson vaccine is in protecting against the Delta variant. RIDOH is monitoring the situation and will share any peer-reviewed data and related CDC guidance once it is available. Based on currently available evidence, the Moderna and Pfizer vaccines do appear to be slightly more effective against the Delta variant. However, the Johnson & Johnson vaccine is still considered to be effective against the Delta variant.

If you are fully vaccinated with Johnson & Johnson vaccine and have additional questions about getting vaccinated with one of the mRNA vaccines, please contact your primary care provider or another physician.

Actualizado el 3/11/2021

Se considera que las personas están completamente vacunadas dos o más semanas después de haber recibido la segunda dosis de una serie de dos dosis (para las vacunas Pfizer y Moderna) o dos o más semanas después de haber recibido la dosis única de la vacuna de Johnson y Johnson.

Actualizado el 3/11/2021 

La guía sobre el uso de mascarillas no ha cambiado para las personas no vacunadas o parcialmente vacunadas, quienes aún deben usar mascarilla y respetar el distanciamiento social, especialmente en espacios cerrados o al aire libre en lugares concurridos.

Para proteger a sus amigos, su familia y la comunidad, las personas no vacunadas mayores de 2 años deben usar una mascarilla correctamente ajustada en espacios públicos y cerca de aquellos con quienes no viven. No es necesario que las personas no vacunadas usen mascarilla al aire libre si mantienen el distanciamiento social o si están en pequeñas reuniones al aire libre donde el resto de los concurrentes están completamente vacunados.

Actualizado el 6/2/21

Si está completamente vacunado, puede reanudar casi todas las actividades que hacía antes de la pandemia, lo cual incluye dejar de usar mascarilla, con algunas excepciones. Aunque esté completamente vacunado, aún debe usar mascarilla en ciertos lugares.

Actualizado el 5/3/21

Si ha estado en contacto cercano con alguien que obtuvo un resultado positivo en una prueba de COVID-19 o ha llegado recientemente a Rhode Island de algún lugar fuera de los Estados Unidos (EE. UU.) y sus territorios o de una zona de riesgo dentro de los Estados Unidos y sus territorios, no es necesario que haga la cuarentena en los siguientes casos:

  • Si recibió la dosis final de una vacuna contra el COVID-19 autorizada por la FDA o la OMS al menos 14 días antes de la última exposición o viaje fuera del estado.
  • Si no ha tenido síntomas de COVID-19 desde la última exposición o viaje fuera del estado.

Siempre hay que estar atento a los síntomas durante 14 días completos. Los viajeros totalmente vacunados no necesitan hacerse la prueba de COVID-19 después de un viaje fuera del estado dentro de los Estados Unidos. Se recomienda a los viajeros vacunados que se hagan una prueba de COVID-19 entre 3 y 5 días después de viajar fuera de los Estados Unidos.

Todos los las personas que viajen por avión a Estados Unidos, incluyendo los ciudadanos estadounidenses y las personas totalmente vacunadas, deben tener un resultado negativo en la prueba de COVID-19 de no más de 3 días antes del viaje o documentación de recuperación de COVID-19 en los últimos tres meses antes de abordar un vuelo.

Los pacientes hospitalizados y los residentes de centros de atención a largo plazo vacunados deben permanecer en cuarentena durante 14 días.

Nada cambia con el aislamiento:

  • Si tiene síntomas de COVID-19, aíslese en casa y realícese una prueba.
  • Si obtiene un resultado positivo en una prueba de COVID-19, aún deberá aislarse durante 10 días después de que hayan comenzado los síntomas o después de la fecha de la prueba si no tiene síntomas.

Actualizado el 1/4/21

Sí, debe aislarse si da positivo en la prueba de COVID-19, haya o no recibido la vacuna. La vacuna COVID-19 no interfiere de ninguna manera con la prueba PCR o las pruebas rápidas de una muestra respiratoria. Si su prueba es positiva después de recibir la vacuna, por favor busque la orientación con su proveedor de atención médica.

Actualizado el 6/10/21

La protección que se obtiene al contagiarse (llamada “inmunidad natural”) es diferente según la enfermedad y la persona. Dado que se trata de un nuevo virus, no sabemos cuánto puede durar la inmunidad natural. Los primeros indicios sugieren que no podría durar mucho.

Algunas personas también pueden padecer afecciones posteriores al COVID, tales como "COVID persistente". Los síntomas poscovídicos varían según la persona, pero pueden incluir una serie de problemas de salud nuevos, recurrentes o continuos que duran semanas o incluso meses después de haberse infectado por primera vez. Puede experimentar afecciones poscovídicas incluso si no tuvo síntomas.

Aún no sabemos cuánto dura la inmunidad por vacunación, porque estas vacunas son nuevas y todavía estamos recolectando datos a lo largo del tiempo. Tanto la inmunidad natural como la inducida por la vacuna son aspectos importantes del COVID-19, sobre los cuales los expertos están aprendiendo más. El CDC mantendrá al público informado a medida que se disponga de nuevas pruebas.

Actualizado el 6/24/21

Las personas vacunadas deben continuar siguiendo todas las orientaciones actuales para protegerse a sí mismos y a los demás, incluyendo las orientaciones del CDC sobre los viajes.

Las personas que hayan completado una serie de vacunación contra el COVID-19 con una vacuna autorizada para el uso en emergencia por la OMS no necesitan ninguna dosis adicional de una vacuna contra el COVID-19 autorizada por la FDA.

Las personas parcialmente vacunadas con una vacuna contra el COVID-19 autorizada para el uso en emergencia por la OMS pueden iniciar una serie de vacunación con una vacuna autorizada por la FDA.

Las personas que hayan recibido una serie parcial o completa de vacunación contra el COVID-19 con una vacuna que no está autorizada por la FDA ni autorizada para el uso en emergencia por la OMS pueden iniciar una serie de vacunación con una vacuna autorizada por la FDA.

Updated 9/2/21

We can enter WHO-approved vaccinations for Rhode Island residents and people attending school in Rhode Island (with a Rhode Island school address) if they were received outside of the US into the Rhode Island Child and Adult Immunization Registry (RICAIR).

Non-WHO-approved vaccines can also be added, but the person is not considered vaccinated in the US. They should submit the record using the change request form: https://health.ri.gov/forms/records/COVID-Immunization-Record-Correction-Request.pdf.

For a list of WHO-approved vaccinations, please visit https://covid19.trackvaccines.org/agency/who/

 

Vacunas y Pruebas para el COVID-19

Si su prueba de COVID-19 es positiva en una muestra respiratoria (hisopo nasal), está contagiado por COVID-19 y debe aislarse, independientemente que haya o no recibido una vacuna.

Hay dos tipos de pruebas para COVID-19: pruebas virales y pruebas de anticuerpos.

Pruebas virales (ej., PCR o prueba de antígenos rápida), como la prueba del hisopo nasal, para detectar la infección actual. Ni las vacunas recientemente autorizadas y recomendadas ni las otras vacunas COVID-19 actualmente en fase de prueba en los Estados Unidos provocan resultados positivos en las pruebas virales.

Prueba de anticuerpos, revisa la sangre en busca de anticuerpos contra el virus que causa el COVID-19. Si su cuerpo desarrolla una respuesta inmune después de una vacuna contra el COVID-19, que es el objetivo de la vacunación, un análisis de anticuerpos puede dar un resultado positivo. Los resultados positivos en las pruebas de anticuerpos también indican que puede haber estado expuesto previamente al virus que causa el COVID-19. Un resultado positivo en la prueba de anticuerpos no significa necesariamente que tenga una inmunidad protectora. No hay forma de saber si una prueba de anticuerpos positiva se debe a una infección previa o a la vacunación. Los expertos están estudiando cómo la vacunación contra el COVID-19 puede afectar a los resultados de las pruebas de anticuerpos.

Vacunas y Tratamientos para el COVID-19

Actualizado el 12/17/2020

Si recibió un tratamiento de anticuerpos monoclonales o plasma convaleciente, los CDC aconsejan esperar 90 días para vacunarse contra el COVID-19.

Vacuna COVID-19: Abordando la Desinformación

Hay mucha información sobre las vacunas COVID-19. Puede ser difícil saber en qué fuentes de información confiar. A continuación le damos unas sugerencias sobre dónde y cómo puede buscar información precisa y fiable sobre las vacunas (información del enlace en inglés).

Actualizado el 6/10/21

No. No está claro cuánto tiempo dura la inmunidad después de recuperarse de COVID-19 por infección natural. Sin embargo, las personas que contraen COVID-19 pueden tener enfermedades graves y algunas tienen síntomas debilitantes que persisten durante meses. Esto se conoce como “COVID larga”, que puede ocurrirle a cualquiera que haya tenido COVID-19 aunque la enfermedad haya sido leve. La vacunación es la mejor protección.

Actualizado el 1/22/2021

No, las vacunas contra el COVID-19 no causan infertilidad. No hay pruebas de que la vacuna contra el COVID-19 cause un riesgo mayor de infertilidad, pérdidas en el primer o segundo trimestre, mortinato o anomalías congénitas de ningún tipo. Varias organizaciones médicas nacionales han emitido declaraciones que así lo afirman, como esta declaración de la Sociedad Americana de Medicina Reproductiva. También puede hacer clic aquí para ver la información que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) han compartido sobre las vacunas durante el embarazo.

Updated 9/1/21

Yes. The Rhode Island Department of Health (RIDOH) requires that all employees, interns, and volunteers in RIDOH-licensed healthcare facilities and all RIDOH-licensed healthcare providers must receive their final dose of COVID-19 vaccine by October 1, 2021.

All individuals who work in RIDOH-licensed health care facilities and all licensed health care providers, whether they work in a licensed facility or not, are covered by the regulation. "Health care worker" means any person who is temporarily or permanently employed by or at, or who serves as a volunteer in, or has an employment contract with, a RIDOH-licensed health care facility, and has or may have direct contact with a patient in that health care facility. “Health care provider” means any person licensed by RIDOH to provide or otherwise lawfully providing health care services. For a more comprehensive list of persons who may fall into these categories, please refer to the regulation.


For more information, please visit covid.ri.gov/healthcare-professionals and read the Vaccination Requirement FAQs.

Preguntas Frecuentes sobre la Vacuna COVID-19 para Proveedores y Profesionales de la Salud

Acerca de las Vacunas COVID-19

Actualizado el 06/24/2021

Por favor, vigile a los pacientes por los siguientes síntomas después de la vacunación, ya que requieren atención médica inmediata:

  • Dolor en el pecho; falta de aliento; sensación de tener el pulso acelerado, el corazón agitado o palpitante.
  • Dolores de cabeza graves o persistentes o visión borrosa; dificultad para respirar; dolor en el pecho; hinchazón en las piernas; dolor abdominal persistente; aparición de moretones con facilidad o pequeñas manchas de sangre bajo la piel en otras áreas diferentes al lugar de la inyección.

Por favor, revise la Alerta Sanitaria del CDC: Casos de trombosis del seno venoso cerebral con trombocitopenia después de recibir la vacuna COVID-19 de Johnson & Johnson

Por favor, revise las Consideraciones Clínicas del CDC: Miocarditis y pericarditis después de recibir las vacunas COVID-19 de ARNm entre adolescentes y adultos jóvenes

Si tiene alguna duda sobre los síntomas o las reacciones después de la vacuna COVID-19, póngase en contacto con un médico.

Almacenamiento y Manejo de la Vacuna

Actualizado el 5/27/21

A partir de junio, algunos proveedores de la vacuna comenzarán a recibir viales de 14 dosis de la vacuna de Moderna. El etiquetado para las cajas y los viales de 14 dosis es muy similar a aquel para las cajas y los viales de 10 dosis, pero las cajas y los viales de 14 dosis tiene una banda de color azul.

Consulte las diferencias entre las cajas y los viales de 14 y 10 dosis en el sitio web DailyMed (desplácese hasta las secciones “Package/Label Display Panel” en la parte inferior de la página).

Actualizado el 2/17/2021

No es necesario almacenar la vacuna en un recipiente diferente una vez que llegue a un centro de distribución. El CDC recomiendan que las vacunas y los diluyentes se almacenen en su envase original con las tapas cerradas hasta que estén listas para la administración. Tenga en cuenta que, tras la llegada, los cargamentos de vacunas refrigeradas y congeladas deben examinarse inmediatamente para detectar daños, indicios de variaciones de temperatura durante el tránsito y para garantizar la recepción de los tipos y cantidades de vacunas correspondientes. (Fuente: CDC).

Las emergencias, como los fallos de los equipos, los cortes de energía, las condiciones meteorológicas severas o los desastres naturales, suelen ocurrir sin previo aviso y pueden comprometer las condiciones de almacenamiento. Debido al suministro limitado de las vacunas COVID-19, especialmente durante los primeros esfuerzos de vacunación en los Estados Unidos, es fundamental que los proveedores de vacunas COVID-19 tengan planes para situaciones de emergencia. Algunas cuestiones clave que hay que recordar son:

  • Las vacunas pueden permanecer dentro de una unidad que no funcione mientras se mantengan las temperaturas adecuadas. Supervise su registrador digital de datos (DDL) para determinar cuándo deben tomarse medidas adicionales.
  • Tener un generador in situ evita la necesidad de transportar las vacunas a una instalación de almacenamiento alterna durante un corte de energía.
  • Las situaciones de emergencia pueden surgir fuera del horario normal de trabajo, por lo que el personal de su oficina, así como el administrador del edificio de su instalación y/o el personal de seguridad, en su caso, deben saber cómo poner en práctica sus planes de operación de emergencia o acceder a su instalación si es necesario.
  • Asegúrese de que su centro cuenta con los recursos necesarios para empaquetar de forma segura las vacunas para su transporte durante las emergencias.

(Fuente: CDC) Respuesta agregada el 1/11/2021

Actualizado el 3/4/2021

El 25 de febrero de 2021, la Administración de Alimentos y Medicamentos de los EE. UU. (FDA, por su sigla en inglés) anunció que permite que viales congelados sin diluir de la vacuna contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech se transporten y almacenen a temperaturas convencionales que se encuentran comúnmente en congeladores farmacéuticos (-25 °C a -15 °C [-13 °F a 5 °F]) por un período de dos semanas. Esto representa una alternativa al almacenamiento recomendado de viales sin diluir en un congelador de temperatura ultrabaja entre -80 °C y -60 °C (-112 °F a -76 °F).

  • El almacenamiento entre -60 °C y -25 °C (-76 °F y -13 °F) se considera una desviación de la condición de almacenamiento recomendada, y cada vez que los viales se almacenan dentro de este rango deben deducirse las 2 semanas permitidas para el almacenamiento a -25 °C a -15 °C (-13 °F a 5 °F).
  • Los registradores de datos que brinda el RIDOH para el control de la temperatura están configurados para emitir una alarma cuando las vacunas congeladas habituales se salen del rango, no el rango estrecho para la vacuna contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech.
  • Si un centro planea usar un congelador únicamente para almacenar la vacuna contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech, debe ajustar la configuración del registrador de datos para que emita una alarma cuando las temperaturas salgan del rango de (-13 °F a 5 °F). El RIDOH puede suministrar un registrador de datos para centros que no tienen uno para un congelador separado.

Para obtener me datos para centros que no tienen uno para unnada con la vacuna contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech, lea la hoja informativa para proveedores.

Actualizado 3/4/2021

El CDC permite el transporte de vacunas congeladas cuando se empaquetan adecuadamente, por lo que los centros que no disponen de cámaras de refrigeración ultra-bajas pueden recibir vacunas congeladas redistribuidas.

Actualizado el 5/20/21

La FDA autorizó que los viales de la vacuna contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech descongelada y sin diluir se almacenen en el refrigerador a una temperatura de 2°C a 8°C (35°F a 46°F) por hasta un mes. Las guías anteriores indicaban que los viales de la vacuna descongelada y sin diluir podían almacenarse en el refrigerador por hasta cinco días. Para obtener más información, consulte la Guía para proveedores de atención médica que administran la vacuna.

Actualizado el 5/20/21

Las vacunas contra el COVID-19 no deben volver a congelarse. La vacuna de Pfizer-BioNTech puede almacenarse en el congelador durante dos semanas y luego en el refrigerador durante 31 días más (en ese orden).

Actualizado el 5/20/21

Sí. La vacuna puede almacenarse en el refrigerador por un total de 30 días.

Elegibilidad y distribución de la Vacuna COVID-19

Actualizado el 6/3/21

Los proveedores de atención primaria (PCP) de Rhode Island han estado recibiendo la vacuna contra el COVID-19 y están vacunando en sus consultorios. El RIDOH sigue incorporando otras clínicas y PCP, incluidos algunos grandes consultorios de medicina familiar y pediátrica. El RIDOH está trabajando sobre una lista de todos los consultorios inscritos en el programa Vacunas Suministradas por el Estado (SSV) de Rhode Island. Los consultorios serán contactados de manera directa para evaluar el interés y comenzar con el proceso de incorporación. No es necesario que los consultorios se comuniquen con el RIDOH, a menos que se los haya captado a través del seguimiento de la encuesta.

Administración de la Vacuna contra el COVID-19

Actualizado el 7/1/21

Todas las organizaciones y proveedores que quieran administrar la vacuna COVID-19 deben estar inscritos como proveedores de vacunas suministradas por el Estado (SSV) para el año del programa del 7/1/2021 al 6/30/2022.

Si no está inscrito actualmente en el programa SSV, infórmese sobre cómo inscribirse en el programa SSV.

  • Si ya está inscrito en el programa SSV y desea inscribirse como proveedor de la vacuna COVID-19, póngase en contacto con su representante del Programa de Inmunización.
  • Si actualmente no está inscrito en el programa SSV, póngase en contacto con Heidi Wallace.  Obtenga más información sobre cómo inscribirse en el Programa SSV.

Obtenga más información sobre la vacuna COVID-19 para proveedores de atención sanitaria visitando la página web de RIDOH.

Actualizado el 5/20/21

Sí. De acuerdo con los CDC, las vacunas contra el COVID-19 y otras vacunas ahora pueden administrarse sin tener en cuenta el momento de aplicación. Esto incluye la administración de vacunas contra el COVID-19 y de otras vacunas el mismo día, y también la administración concurrente en el plazo de 14 días. Se desconoce si la capacidad reactógena de la vacuna contra el COVID-19 aumenta con la administración concurrente, incluso con otras vacunas que se sabe que tienen una mayor capacidad reactógena, como las vacunas potenciadas o las vacunas elaboradas con microbios vivos.

A la hora de decidir administrar otras vacunas de manera concurrente con las vacunas contra el COVID-19, los proveedores deben tener en cuenta lo siguiente:

  • Si el paciente está atrasado o corre el riesgo de atrasarse con las vacunas recomendadas;
  • Si el paciente tiene riesgo de contraer una enfermedad prevenible mediante vacunación (p. ej., durante un brote o exposiciones ocupacionales);
  • Cuál es el perfil de reactogenicidad de las vacunas.

Si se administran varias vacunas en una sola visita, cada inyección debe colocarse en un lugar distinto. En adolescentes y adultos, el músculo deltoides puede recibir más de una inyección intramuscular.

Entre las mejores prácticas para aplicar varias inyecciones se incluyen las siguientes:

  • Etiquetar cada jeringa con el nombre y la dosis (cantidad) de la vacuna, el número de lote, las iniciales del preparador y la fecha exacta de vencimiento, si corresponde.
  • Separar los lugares de la inyección por 1 pulgada o más, si es posible.
  • Administrar las vacunas contra el COVID-19 y otras vacunas que tengan más posibilidades de causar una reacción local (p. ej., vacunas que contengan toxoide tetánico y vacunas potenciadas) en distintas extremidades, si es posible.

Para obtener más información, consulte las Consideraciones clínicas provisionales de los CDC para el uso de las vacunas contra el COVID-19 actualmente autorizadas en los Estados Unidos.

Actualizado el 2/25/2021

La segunda dosis debe administrarse lo más cerca posible del intervalo recomendado. Sin embargo, si no es posible cumplir con el intervalo recomendado, la segunda dosis de las vacunas contra el COVID-19 de Pfizer-BioNTech y Moderna pueden programarse hasta 6 semanas (42 días) después de la primera dosis. Actualmente, hay datos limitados sobre la eficacia de las vacunas de ARNm contra el COVID-19 que se administran pasado este intervalo. Si la segunda dosis se administra pasado este intervalo, no es necesario reiniciar la serie de vacunas.

Actualizado el 2/16/2021

El RIDOH ha creado un servicio de asistencia técnica exclusivo para los proveedores a fin de ayudar con los problemas técnicos relacionados con el soporte del proveedor, el soporte de PrepMod (gestión de clínicas en línea y sistema de programación de citas), la incorporación de proveedores y las consultas del personal.

Para consultas relacionadas con PrepMod o los requisitos de informes de datos, llame al servicio de asistencia técnica para los proveedores de vacunas contra el COVID-19.

  • Teléfono: 888-662-4341.
  • Horario
    • De lunes a viernes, de 7:30 a. m. a 7 p. m.
    • De sábados a domingos, de 8:30 a. m. a 4:30 p. m.
  • Correo electrónico: [email protected].
  •  

El CDC han emitido directrices para los médicos en caso de errores en la administración de una vacuna relacionadas con el centro, la vía de administración, la edad, los intervalos de la vacuna, la mezcla de vacunas, la dosis, el almacenamiento o la manipulación y los diluyentes.

Para cualquier error en la administración de vacunas, siga los siguientes pasos:

Actualizado el 4/8/21

Sí. Los pacientes pueden llamar a su consultorio si no pudieron acceder a sus registros de vacunación contra el COVID-19 en https://portal.ri.gov/VaccineRecord/s/. Cuando un paciente busca su registro de vacunación contra el COVID-19, debe ingresar un número de teléfono o dirección de correo electrónico correctos para la autentificación. También deben ingresar su nombre, fecha de nacimiento y código postal para acceder a los registros. Los proveedores pueden ayudar a los pacientes actualizando el número de teléfono, la dirección de correo electrónico y otra información en la página de datos demográficos del sitio web del Registro de Vacunación de Niños y Adultos (RICAIR). De esta manera, la privacidad del paciente estará mejor protegida porque los proveedores pueden verificar con mayor precisión la identidad de los pacientes al actualizar la información.

Los proveedores que actualmente no tengan acceso al RICAIR o que necesiten ayuda para actualizar los datos demográficos pueden enviar un correo electrónico a [email protected].

Los pacientes también pueden presentar un formulario de corrección de datos al RICAIR aquí.

Vacuna COVID-19 y variantes del COVID-19

Actualizado el 6/17/2021

Hay múltiples variantes de COVID-19 circulando por el mundo. Los CDC y la OMS están siguiendo esta evolución.

Para obtener más información sobre las variantes de COVID-19 en Rhode Island, consulte la página web de las variantes de COVID-19.                                                  

Parece que estas variantes se propagan más fácil y rápidamente que otras variantes, lo que puede dar lugar a más casos de COVID-19.  Un aumento del número de casos supondrá una mayor presión sobre los recursos sanitarios, provocará más hospitalizaciones y, potencialmente, más muertes. Por ello, debemos seguir practicando las medidas de protección.

Para obtener más información, consulte el sitio web de los CDC: https://www.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/variants/variant.html.

 

Actualizado 6/17/21

La vacuna contra el COVID-19 brinda una protección altamente eficaz contra las variantes, incluida la variante Delta. Para obtener la mejor protección, tiene que estar completamente vacunado, es decir, que hayan pasado dos semanas desde que recibió la segunda dosis de una serie de dos dosis (Moderna, Pfizer-BioNTech) o una sola dosis de una serie de una dosis (Johnson & Johnson).

Actualizado el 6/17/21

Aunque las variantes tienden a propagarse fácil y rápidamente y pueden dar lugar a casos más graves de COVID-19, la buena noticia es que la vacuna contra el COVID-19 brinda protección contra las variantes, incluida la variante Delta. Para obtener esta protección, tiene que estar completamente vacunado.

Si todavía no está totalmente vacunado, vacunarse, usar mascarilla y hacerse pruebas semanales es más importante que nunca para evitar que la variante se propague y proteger los avances que hemos conseguido. 

Vacuna COVID-19 y Contraindicaciones

Updated 7/16/21

It is unclear if people who developed myocarditis or pericarditis after a first dose of an mRNA COVID-19 vaccine may be at increased risk of further adverse cardiac effects following a second dose of the vaccine. Until additional safety data are available, experts recommend that people who develop myocarditis or pericarditis after a first dose of an mRNA COVID-19 vaccine defer receiving the second dose.

Administration of the second dose of an mRNA COVID-19 vaccine series can be considered in certain circumstances.

Clinicians should consult current clinical guidance for information on the evaluation and management of myocarditis.

People who have a history of myocarditis or pericarditis unrelated to mRNA COVID-19 vaccination may receive any FDA-authorized COVID-19 vaccine after the episode of myocarditis or pericarditis has completely resolved. The CDC is continuing to investigate cases of myocarditis or pericarditis after mRNA COVID-19 vaccination; this guidance may be updated as new information is obtained. All cases of myocarditis or pericarditis following COVID-19 vaccination should be reported to VAERS.
 
Review the complete guidance, Interim Clinical Considerations for Use of COVID-19 Vaccines Currently Authorized in the United States.

Actualizado el 4/1/2021

Revise la información sobre las contraindicaciones y precauciones de la vacuna para ayudarse en las discusiones sobre la vacunación con COVID-19 en pacientes que tuvieron una reacción inicial a una dosis de la vacuna: Consideraciones clínicas provisionales de los CDC para las vacunas COVID-19.

Si, después de revisar esta información, cree que sería útil un consejo adicional para la situación específica de un paciente, puede consultar con un alergólogo-inmunólogo, o con la línea de seguridad clínica de los CDC:

  • El personal sanitario o los departamentos de salud de los Estados Unidos pueden solicitar una consulta al proyecto Evaluación de la Seguridad de la Inmunización Clínica COVIDvax sobre un paciente que resida en los Estados Unidos para realizar una pregunta compleja sobre la seguridad de la vacuna COVID-19 que no se aborda fácilmente en las directrices de los CDC. Esta solicitud puede hacerse a través de CDC-INFO llamando al 800-CDC-INFO (800-232-4636) o enviando una solicitud a través del formulario web de CDC-INFO.

Tenga en cuenta también que los efectos adversos que se produzcan en un receptor tras la vacunación con COVID-19 deben notificarse al VAERS. La FDA exige a los proveedores de vacunas que informen sobre los siguientes hechos que se produzcan tras la vacunación con COVID-19 en el marco de la EUA:

  • Errores en la administración de la vacuna
  • Acontecimientos adversos graves
  • Casos de síndrome inflamatorio multisistémico
  • Casos de COVID-19 que resultan en hospitalización o muerte

Se anima a notificar cualquier otro acontecimiento adverso clínicamente significativo, incluso si no se sabe con certeza si la vacuna ha causado el acontecimiento. La información sobre cómo presentar un informe al VAERS está disponible en https://vaers.hhs.gov o llamando al 1-800-822-7967.

Actualizado el 4/15/21

Por consultas oportunas, los proveedores pueden llamar a la línea de consulta sobre enfermedades infecciosas (ID) de Lifespan al 401-474-7622. Esta línea es solo para proveedores.

Por derivaciones de pacientes, los proveedores o el personal de la clínica pueden llamar al 401-793-2020 para programar una cita para una visita médica ambulatoria.

Actualizado el 2/25/21

En caso de que ocurra una reacción anafiláctica aguda después de la administración de una vacuna contra el COVID-19 de ARNm, debe haber un tratamiento médico adecuado inmediatamente disponible para manejar reacciones alérgicas. Para obtener más información sobre el manejo de la anafilaxia, consulte las consideraciones provisionales de los CDC para el manejo de la anafilaxia después de la vacunación contra el COVID-19 y la evaluación de laboratorio de personas que presentaron anafilaxia después de la vacunación.

Actualizado el 4/20/21

Las personas deben vacunarse una vez que se hayan recuperado del COVID-19 y completado el periodo de aislamiento. Vacunarse es una forma más segura de generar protección que enfermarse de COVID-19. De acuerdo con los CDC, el riesgo de enfermar gravemente y morir de COVID-19 supera cualquier beneficio de la inmunidad natural.

Actualizado el 3/11/2021

En el caso de las personas vacunadas que posteriormente experimentan COVID-19, la recepción previa de una vacuna contra el COVID-19 no debe afectar a las decisiones de tratamiento (incluyendo el uso de anticuerpos monoclonales, plasma de convalecencia, tratamiento antiviral o administración de corticosteroides) ni al momento de aplicar dichos tratamientos.

Si una persona está totalmente vacunada (es decir, ≥2 semanas después de haber completado una serie de dos dosis de ARNm o una dosis única de la vacuna de Johnson & Johnson) y da positivo en la prueba del SRAS-CoV-2, se recomienda a los proveedores de atención médica y a los departamentos de salud locales que soliciten que se retenga la muestra y que informen del caso a su departamento de salud estatal inmediatamente. El CDC trabajará con el departamento de salud estatal para recopilar información sobre el caso. Además, la información sobre estos casos debe notificarse al VAERS.

Actualizado el 5/6/21

Las personas que dieron positivo para COVID-19 y que se recuperaron también deben vacunarse. Los expertos aún no saben cuánto dura la protección después de tener la enfermedad. Las vacunas lo protegen de volver a contagiarse y también de las variantes. Cada vacunación nos acerca a poner fin a la pandemia. En la actualidad, hay una gran disponibilidad de citas de vacunación para personas mayores de 16 años.

COVID-19 Vaccine FAQ Archive